Nuestra Señora Purísima de las Cuarenta Horas - Limache

Historia:
Cuenta la historia que hacia 1831 unos pescadores de la playa de Concón vieron flotar en el mar un bulto que les llamó la atención. Lo recogieron y lo llevaron a sus chozas. Al abrirlo encontraron una bella imagen de la Santísima Virgen vestida de blanco y de manto azul. Allí, en la pobreza, le rindieron culto durante algún tiempo.

Al transcurrir los años, don Juan Crisóstomo Rodenas, piadoso vecino de Limache, adquirió la preciosa imagen y le rindió culto en su casa. La devoción aumentó notablemente entre los lugareños. El hogar del señor Ródenas no bastó para albergar tantos fieles, de suerte que el día de la fiesta trasladaban el sagrado símbolo al Templo Parroquial.

De acuerdo a la última voluntad de don Juan Crisóstomo, la espléndida escultura de la Virgen se incorporó definitivamente a la Parroquia de la Santa Cruz.

En cuanto a su nombre, los propios peregrinos la comenzaron a llamar con esa advocación porque coincidía la fiesta de la Virgen con el Jubileo o exposición de las 40 Horas del Santísimo. A la fecha se desconoce el motivo de tal coincidencia.

Monseñor Luis Alberto Rivera Andrade, párroco de santa Cruz de Limache por el30 años y gran propulsor de esta devoción, introdujo modificaciones en el desarrollo de la Novena que favorecieron el culto debido al Santísimo Sacramento.

Espiritualidad:

Fiesta:
Último domingo de febrero. Gran cantidad de fieles se dirigen a la parroquia Santa Cruz de Limache, en donde, durante cuarenta horas, se celebra esta fiesta religiosa en honor a la virgen.

Datos Básicos:
Dirección: Camilo Henríquez s/n. Casilla 533
Teléfono/Fax: (33) 411158
Rector: Padre Mario Lisperguer
Nº de peregrinos:
Pertenencia: Obispado de Valparaíso
Atención:

Fuentes:
Informativo Santuarios, junio 1979, año III, Nº 6. Comisión Nacional Coordinadora de Santuarios.